Image and video hosting by TinyPic

El próximo 23 de abril se celebra el Día Internacional del libro, esta fecha simbólica conmemora, desde 1996 en varios paises, la muerte de tres grandes de la literatura como Cervantes, Inca Garcilaso de la Vega y el escritor más importante de la lengua inglesa, William Shakespeare. Esta celebración creada por la UNESCO busca fomentar la lectura, la producción editorial y proteger los derechos de autor (copyright).

Esta iniciativa surge como propuesta de la Unión Internacional de Editores (UTE), y fue presentada para su aprobación a la UNESCO, con el fin de estimular manifestaciones relacionadas con la producción y difusión de libros. Este homenaje busca que los jóvenes se interesen más por el placentero hábito de la lectura y así también valorar el trabajo de aquellos que han contribuido con el progreso de la misma.

En este día se conmemora a Cervantes, y en los países de habla hispana, además de celebrar el día del libro, también festejan el Día del Idioma, con la intensión de impulsar y revalorar el uso de la lengua castellana. Curiosamente este día, también coincide con nacimientos y otras muertes de reconocidos autores como Haldor K. Laxness, Josep Pla, Manuel Mejía Vallejo, Maurice Druon y Vladimir Nabokov.

En España, Alfonso XIII decreto el 6 de febrero como la Fiesta del Libro Español, siendo modificada luego por el 23 de abril, de manera que se unan a la celebración a mundial. En Madrid, en esta fecha, el Rey de España entrega el Premio Cervantes, para escritores hispanos. En el 2001 se eligió Madrid como Capital Mundial del Libro, en el 2009 la ciudad escogida fue Beirut y este año será sustituida por Liubliana.

Este tipo de proyectos logran unir a autores, editores, medios de comunicación y a la sociedad en general para trabajar con el único fin de incentivar la lectura. Y es que los libros son el medio más efectivo para compartir y conservar el conocimiento, ya que no solo proporcionan información, su labor se extiende más, puesto que educan, crean hábitos de reflexión, análisis, concentración, pero sobre todo entretienen.